© 2020 Texas Public Radio
Real. Reliable. Texas Public Radio.
Play Live Radio
Next Up:
0:00
0:00
Available On Air Stations
TPR Noticias

Con Altas Tasas De Vacunación, Funcionarios Fronterizos Se Preparan Para Delta

COVID Vaccine

Los condados fronterizos de Texas presumen algunas de las tasas más altas de inmunización, pero ahora se están preparando para un posible aumento en los casos de infección por la variante Delta.

Click here to read this story in English.

En el verano de 2020, mientras la pandemia devastaba comunidades en todo el país, los medios nacionales ubicaron la región fronteriza Texas-México en el centro de atención como un punto de alta propagación del coronavirus. En ese momento, las tasas de mortalidad en el Rio Grande Valley superaron la media nacional.

El aumento de las infecciones se produjo solo unas semanas después de que el gobernador Greg Abbott giró una orden ejecutiva para reabrir la economía de Texas que entró en vigor el 1 de mayo de 2020. Para una comunidad vulnerable con una alta tasa de problemas de salud subyacentes y una baja tasa de personas aseguradas, los resultados fueron drásticos.

La respuesta de los funcionarios de salud en la frontera desde entonces ha creado un cambio dramático en la región, ya que las comunidades fronterizas son ahora algunas de las más vacunadas en el estado.

Ya en marzo de este año, las tasas de vacunación en el Rio Grande Valley tenían una tendencia al alza más allá del resto de Texas. A principios de junio, los condados fronterizos estaban liderando el estado en tasas de inmunización COVID-19. Esta tendencia ha continuado hasta julio, ya que actualmente la mitad de todos los condados de Texas cuya población está completamente vacunada en más del 50% se encuentran adyacentes a la frontera entre Texas y México.

Counties in Texas with more than half of their populations fully vaccinated as of July 15, 2021.
Pablo De La Rosa
Condados de Texas con más de la mitad de su población completamente vacunada al 15 de julio de 2021.

Pero es posible que las fuertes tasas de inmunización no eviten un nuevo aumento en los casos de la última variante del coronavirus entre las personas que permanecen sin vacunar en la región.

El jueves, funcionarios de salud en el Rio Grande Valley confirmaron el primer caso de la variante Delta en la frontera. Un hombre de 33 años no vacunado de esa región dio positivo con la cepa después de ser hospitalizado mientras viajaba fuera del estado.

Esta variante del coronavirus es la más contagiosa que se haya descubierto a la fecha, con algunos estudios que muestran que las tasas de mortalidad de Delta pueden ser hasta un 120% más altas que las variantes anteriores. Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades informaron esta semana que Delta es actualmente la fuente del 58% de todos los casos de coronavirus en el país, en comparación con solo el 3% a fines de mayo.

La variante ya provocó brotes en otros condados de Texas más allá de la región fronteriza. Las comunidades con las tasas de vacunación más bajas del estado son las más afectadas por la nueva cepa.

Las autoridades en la frontera ahora nuevamente están pidiendo al estado más recursos para lidiar con la nueva variante Delta. Esta vez, lo están haciendo anticipándose a un aumento de casos futuros en lugar de en respuesta a un incremento de infecciones lo cual ya ocurrió.

Aunque Delta aún no ha llegado al condado de Webb, el Dr. Victor Treviño de Laredo Health Authority envió una solicitud al Departamento de Servicios de Salud del Estado de Texas (DSHS) esta semana para pedir más personal en los hospitales locales, así como un aumento en los suministros médicos para la región.

En el condado de Hidalgo, donde puede haberse originado el caso fronterizo de Delta, el juez Richard Cortez solicitó acceso directo a suministros de las pruebas de variantes que podrían usarse localmente. Hoy en día, los hospitales locales realizan pruebas para detectar variantes a través de un programa estatal con el DSHS, y los resultados pueden demorar hasta 5 semanas.

"Estamos bastante seguros de que ha llegado al Valle, ya que está en casi todas partes", dijo Cortez a Valley Central. "Lo desafortunado de esta variante es que no tenemos suministros para probarlo".

Los líderes de la región también se están extendiendo a través de la frontera hacia la parte norte del estado mexicano de Tamaulipas en un esfuerzo por trabajar más de cerca con las autoridades de salud en el vecino país.

Esta semana, el condado de Hidalgo lanzó una iniciativa que permitirá que el condado y la ciudad de McAllen trabajen con Aduanas y Protección Fronteriza para transportar trabajadores de maquiladoras de México para vacunarse en Estados Unidos. Se espera que tres mil trabajadores mexicanos sean vacunados a través del programa esta semana.

Los funcionarios dijeron que la industria maquiladora representa un motor económico importante para la frontera y el país.

“La mayoría de los tubos del ventilador que se utilizan para ayudar a los pacientes con COVID en los hospitales se producen en Reynosa, México”, dijo el Director Administrativo de Salud y Servicios Humanos del Condado de Hidalgo, Eddie Olivarez, a Border Report. "Mantener a esa fuerza laboral sana para que los pacientes con coronavirus puedan ser tratados en todo el país es el equivalente".

Al otro lado de la frontera con El Paso, los funcionarios de salud en Juárez están aumentando las operaciones de vacunación en toda la ciudad. Los líderes en el norte de México establecieron metas altas esta semana para conocer las tasas de inmunización mientras trabajan con funcionarios estadounidenses para abrir puertos terrestres al tráfico no esencial por primera vez desde marzo de 2020.

TPR fue fundada y apoyada por nuestra comunidad. Si usted valora nuestro compromiso con los más altos estándares de periodismo responsable y puede hacerlo, considere aportar un donativo hoy mismo.