© 2020
Real. Reliable. Texas Public Radio.
Play Live Radio
Next Up:
0:00
0:00
Available On Air Stations
TPR Noticias

Trabajadores en Brownsville Preocupados Por Su Salud, Mientras OSHA No Brinda Protecciones

SPN_AlexBrownsvilleWorkerCardenas.jpg
CREDITOS VERÓNICA G. CÁRDENAS PARA TEXAS PUBLIC RADIO
Alex Chavez, un instalador de tuberías que trabaja en un barco en Keppel AmFELS, posa para una foto después de trabajar el 30 de abril de 2020 en Brownsville. ";

Click here to read this story in English.

Una de las primeras cosas que dijo Alex que hace cuando llega al trabajo es esperar en la línea antes de fichar. 

“Entonces, vas y ves algunas mesas que están tal vez a 60 yardas, donde controlan la temperatura,” contó Alex.

Los trabajadores esperan en la neblina antes del amanecer para controlar su temperatura, y una vez adentro, es hora de trabajar.

“Yo cuento con un ayudante, y preparamos nuestras herramientas. Conectamos los cables, conectamos todo. La linterna, todo lo que necesitamos, los cables de extensión,” dijo Alex, describiendo algunas de las herramientas con las que trabaja. “Todo el día estamos trabajando juntos, uno al lado del otro.”

Alex dijo que trabaja junto a otros colegas y que están construyendo dos barcos. Contó que ha sido difícil poner en práctica el distanciamiento social en el trabajo.

Y que los dos barcos en los que están trabajando actualmente son barcos cargueros que serán enviados a Hawái.

Alex dijo que es un trabajo duro, y que el trabajo se volvió aún más complicado a mediados de abril, cuando los trabajadores recibieron un memorándum de la compañía informando que alguien en el lugar de trabajo dio positivo para el COVID-19.

SPN_KeppelAmFELSCardenas.jpg
Credit VERÓNICA G. CÁRDENAS PARA TEXAS PUBLIC RADIO
La entrada de Keppel AmFELS el 30 de abril de 2020 en Brownsville. Los empleados dicen que la empresa no ha tomado las precauciones adecuadas para protegerlos del COVID-19.

Una de las primeras cosas que dijo Alex que hace cuando llega al trabajo es esperar en la línea antes de fichar. 

“Entonces, vas y ves algunas mesas que están tal vez a 60 yardas, donde controlan la temperatura,” contó Alex.

Los trabajadores esperan en la neblina antes del amanecer para controlar su temperatura, y una vez adentro, es hora de trabajar.

“Yo cuento con un ayudante, y preparamos nuestras herramientas. Conectamos los cables, conectamos todo. La linterna, todo lo que necesitamos, los cables de extensión,” dijo Alex, describiendo algunas de las herramientas con las que trabaja. “Todo el día estamos trabajando juntos, uno al lado del otro.”

Alex dijo que trabaja junto a otros colegas y que están construyendo dos barcos. Contó que ha sido difícil poner en práctica el distanciamiento social en el trabajo.

Y que los dos barcos en los que están trabajando actualmente son barcos cargueros que serán enviados a Hawái.

Alex dijo que es un trabajo duro, y que el trabajo se volvió aún más complicado a mediados de abril, cuando los trabajadores recibieron un memorándum de la compañía informando que alguien en el lugar de trabajo dio positivo para el COVID-19.  

SPN_PashaKeppelCardenas.jpg
Credit VERÓNICA G. CÁRDENAS PARA TEXAS PUBLIC RADIO
El 30 de abril de 2020 se ve un barco que está siendo construido actualmente por Keppel AmFELS.

“Estaba conmocionado. Totalmente conmocionado,” dijo Alex, a pesar de que dijo que él sabía que solo era cuestión de tiempo que el COVID-19 llegara a su lugar de trabajo.

A Alex le preocupa que el empleado pueda haber interactuado de cerca con otras personas en el astillero, porque contó que es difícil hacer distanciamiento social.

Otro trabajador, que no desea revelar su nombre por temor a que expresarse pueda perjudicar su empleo, dijo que la empresa comenzó a entregar mascarillas un par de días antes de que los empleados supieran que alguien había dado positivo en el sitio.

“No lo hacen obligatorio porque saben que, de ser así, se estarían traicionando a sí mismos porque saben que no cuentan con los insumos necesarios,” dijo cuando se enteró sobre el colega enfermo.

Ahora, dice Alex, a partir de la semana pasada, la empresa ha hecho obligatorio el uso de mascarillas, pero dijo que ha visto a algunas personas que no las utilizan. 

Los trabajadores aún se preguntan si estarán protegidos en el futuro.

Kathryn Youker trabaja con Texas RioGrande Legal Aid. Ella afirmó que hay una gran demanda de información en este momento sobre los derechos laborales y que su oficina ha recibido un gran número de llamados últimamente.

“Recientemente, cuando el gobernador ordenó la reapertura que entró en vigencia, desde entonces hemos tenido muchas preguntas sobre eso, ‘¿Tengo que regresar a trabajar ahora que mi negocio, mi empleador, ha reabierto, y qué puedo hacer si no me siento seguro allí?’” contó Youker.  “Y, ‘Si aún seré elegible para los beneficios de empleo si me rehúso a regresar al trabajo bajo estas condiciones.’” 

También dijo que la Occupational Safety and Health Administration, OSHA, y el Congreso no han aprobado ninguna ley federal que requiera a las empresas proveer de mascarillas faciales a sus empleados o imponer el distanciamiento social durante la pandemia. También informó que OSHA no ha revelado normas de emergencia aplicables para el Coronavirus.

“OSHA es la agencia que está a cargo de crear normas y de hacerlas cumplir y, por desgracia, ellos han decidido no hacerlo durante la pandemia,” dijo Youker.

Según las normas de OSHA existentes el empleador debe proporcionar las protecciones como el Equipo de Protección Personal. Sin embargo, el problema ahora es que la supervisión es limitada. 

“OSHA solo está considerando las inspecciones en el local para los fallecimientos y las exposiciones al peligro inminente relacionados con el COVID-19, dando particular atención a las organizaciones de asistencia médica y socorristas,” dijo Youker.

Un MEMO público de OSHA muestra una carta de ejemplo que será enviada a las empresas, en casos cuando un empleado presente una demanda, para encargarse ellas mismas. Pide a las empresas realizar sus propias investigaciones porque OSHA “no tiene intención de realizar inspecciones in situ en este momento.”

TPR se comunicó con OSHA para hablar de la limitación de las investigaciones por parte de la agencia, y de por qué no ha emitido normas de emergencia aplicables para el Coronavirus, pero no han dado ninguna respuesta.

Sean Goldhammer es abogado de Workers Defense Project.

“Que los empleados confíen en la bondad de un empleador para hacer lo que es correcto es un poco ridículo, especialmente donde hemos visto maltrato y explotación de trabajadores por tanto tiempo,” dijo Goldhammer.

Explicó que los estados y condados tienen la capacidad de introducir regulaciones que puedan ir más allá de lo que exige el gobierno federal.

“Está en la autoridad de un estado como Texas y los condados, y es una responsabilidad que ellos deben asegurarse de que los trabajadores esenciales estén protegidos,” dijo.

Al inicio del brote, Goldhammer dijo que el Gobernador de Texas, Greg Abbott, explicó que dependería de cada condado hacer lo mejor para sus residentes. Algunos condados respondieron creando normas aplicables para los empleadores en los sectores esenciales.

“Ahora, estamos en un lugar donde el Gobernador quiere la reapertura del estado y ha creado algunas recomendaciones a seguir... pero que no son requerimientos para los negocios que reabren.” dijo Goldhammer. “No puedes aplicar más restricciones a esos negocios.”

Goldhammer dijo que, desde ahora, no existe una norma estatal aplicable para los empleadores en los sectores esenciales. 

Goldhammer dijo que si los trabajadores están preocupados sobre su seguridad en sus lugares de trabajo, deberían elevar sus preocupaciones a sus empleadores, preferiblemente por escrito y en grupo porque tendrán mejores protecciones si un empleador decide tomar represalias contra ellos por defenderse.

SPN_alexhelmetcardenas.jpg
Credit VERÓNICA G. CÁRDENAS PARA TEXAS PUBLIC RADIO
Alex Chavez actualmente está construyendo un barco carguero, pero él y otros dicen que la compañía no ha tomado las precauciones necesarias para protegerlos contra el COVID-19.

Mientras tanto, Alex continuará trabajando, porque dice que necesita llevar la comida a la mesa en su hogar.

“Tenemos que pensar en las familias,” dijo Alex. “Cada día tengo miedo cuando voy al trabajo, rezo cada día y espero no contagiarme.”

Alex y otros trabajadores dijeron que les gustaría recibir un pago por riesgo en el trabajo, algo que los Senadores Elizabeth Warren y Mitt Romney han exigido que reciban los trabajadores esenciales.

Alex también dijo que intentará sindicalizar Keppel AmFELS, algo que han intentado hacer el año pasado cuando reclamaron mejores condiciones laborales, pero no obtuvieron los votos necesarios.

Los funcionarios de Keppel AmFELS y del Condado de Cameron no han respondido a nuestro pedido de una entrevista.

De acuerdo con los memorándums de la empresa proporcionados a TPR por parte de los trabajadores, hay actualmente cuatro casos confirmados de COVID-19 en la empresa, con alrededor de una docena de otros a quienes se les pidió se pusieran en cuarentena en casa porque han estado expuestos a uno de los cuatro empleados que han dado positivo para el virus.

Puede contactar a Reynaldo Leaños Jr. en Reynaldo@TPR.org y en Twitter @ReynaldoLeanos.

TPR fue fundada por la comunidad y se financia con sus donaciones. Si usted valora nuestro compromiso con los niveles más altos de periodismo responsable y está a su alcance, considere hacer un donativo para respaldarnos hoy mismo.